lunes, 15 de enero de 2018

La necedad y Voltaire

Acción-reacción como en el teatro. Tanta reacción que los quitanieves no han dejado de esparcir sal este fin de semana. Al menos lo han hecho en las autovías principales que unen Aragón con el centro de nuestro país.

Cuando alguien se equivoca pide perdón y además se pone a trabajar para que no vuelva ocurrir. Si han viajado este fin de semana lo habrán observado. Sal y más sal para no tener problemas con el hielo y la nieve. Buena noticia para los productores de este elemento que en años anteriores veían como sus existencias no se vendían. No hay mal que por bien no venga.

Ojalá todos los errores se subsanasen tan rápido. Después de muchos años de "equivocarse", en los libros de texto de secundaria, se va a retirar el término de: corona catalano-aragonesa. Se va a crear un Consejo asesor en Aragón para velar por la veracidad del material escolar. La iniciativa surge tras detectar; en cuatro institutos de Huesca Binéfar y Barbastro,  errores de bulto en los libros de historia.

El empeño, de Villanueva de Sijena con los bienes o del alcalde de Jaraba por la cultura, parece que nos han despertado del sueño. Un sueño de mucho tiempo. ¿Solamente en este curso se ha dado el error en los libros?.

Nunca es tarde para enmendar,  pero llevamos años de ser dirigidos a cartelería con nombres en español, catalán y aragonés; empujados a leer libros con tendencia a contar la historia subjetivamente. Si ahora despertamos del sueño bienvenido sea, eso sí, bien podríamos habernos ahorrado mucho dinero en promociones inútiles, folletos para tirar al contenedor o libros que reposan en depósitos municipales y que nadie leerá. Desde hace un par de años, a fuerza de empecinamiento absurdo, perdemos el tiempo con las-los, niños -niñas, socios- socias, miembros...

Mientras tanto la sal, reposa en las carreteras.

Lo dijo Voltaire: "la necedad  a fuerza de repetirla acabamos creyéndola".

No hay comentarios:

Publicar un comentario